barcos_sep9 (1)_2 No confundir con las teorías X y Y de cómo piensa un dirigente sobre sus empleados, que expuso del pragmático Douglas McGregor, en el siglo pasado.

La generación “Y”, en evolución a la nueva“2020”, debe de sanear la sociedad occidental europea, apoltronada en el sillón del confort, y despabilar a la generación “X” para que esta, que ocupará los puestos calves en la toma de decisiones, empiece a exigir a quienes nos han llevado a este descomunal endeudamiento social, a que devuelvan el activo que quede por despilfarrar en su afán consumista. La generación “2020”, cree en un liderazgo colectivo, con un espíritu de inclusión, y, profesionalmente decididos y esperanzados en mejorar la sociedad. Pero deben de cambiar en lo de la “cortesía” ante la autoridad, porque el testigo para sobrevivir que están recibiendo, carece de recursos que les facilite su trabajo. Deben de creer en si mismos, dimensionar su ego y desconfiar de lo que les rodea.

Las dos teorías X e Y de McGregor, que posiblemente vuelvan a salir a la palestra del mundo labora. Ambas son dos maneras opuestas de percibir el comportamiento humano adoptadas por los “jefes” para motivar a los empleados y obtener una alta productividad con estas posturas contrapuestas:

Teoría X. Está basada en el antiguo precepto del premio o castigo, basada en la tendencia natural al ocio que dicen tienen las personas en base a este comportamiento natural:

- Al ser humano medio no le gusta trabajar y evitará a toda costa hacerlo,

- La gente necesita que la fuercen, controlen, solo con amenazas y castigos hace que se esfuerzen por conseguir los objetivos de la empresa;

- El individuo típico evitará cualquier responsabilidad, tiene poca ambición y quiere seguridad por encima de todo, por ello es necesario que sea dirigido.

< dice McGregor: Este comportamiento no es una consecuencia de la naturaleza del hombre. Más bien es una consecuencia de la naturaleza de las organizaciones industriales, de su filosofía, política y gestión, >

Teoría Y. Que los subordinados logren hacer de su trabajo una satisfacción y tiendan a lograr los mejores resultados para la organización.

- El desgaste físico y mental en el trabajo es tan normal que el individuo ya lo acepta como natural;

- No es necesaria la coacción, la fuerza o las amenazas para que los individuos se esfuerzen por conseguir los objetivos de la empresa.

- Los empleados se comprometen con los objetivos empresariales en la medida que se les recompense por sus logros.

- La mejor recompensa es la satisfacción del ego y puede ser originada por el esfuerzo hecho para conseguir los objetivos de la organización.

- El ser humano tiende incluso a buscar sus propias responsabilidades.

Dice McGregor, y,  que las personas por si mismas aportan su creatividad e ingenio a la organización a la que pertenecen.

Otra cosa es las generaciones: GT, BB, X e Y, que es una forma de definir los comportamientos de las personan en la sociedad en general

Ahora ante la situación de cruce de generaciones, la llamada tradicional (GT) los sesentones de hoy. La generación Baby Boom (BB) aquellos que ahora son cuarentones y cincuentones los que tienen apalancado el poder fáctico de la economía utilizando como actores ejecutivos de la generación llamada ”X”, los que rozan los cuarenta años y todos los de treinta. Todos artífices de grandes proyectos y también del desastre del liberal capitalismo ya que sus conocimientos y formación hubiese permitido parar o rebelarse ante la evidente situación de crisis con que reciben a su sucesores los “Y”. Personas que están entrando en la sociedad de la economía, de la que solo hasta ahora han vivido el estado del bienestar de la misma, en su etapa de formación y de cultivar lo único que ha estado a su alcance “la amistad entre amigos”, estos Y, hasta ahora todo ha sido posible, sus antecesores X se lo ha facilitado, los BB le ha dado los medios y los GT ya muy lejanos en la mayoría de los casos comenten el error de ignorarlos por la tremenda distancia que hay en entender la forma de pensar y hacer.

Pero que pasa si cruzamos los comportamientos diferenciadores de la estas generaciones y las teorías contrapuestas de McGregor, resulta que:

La generación “Y” con una preceptiva esperanzadora. Decididos en su comportamiento de ética profesional. Ante la autoridad corteses. Y, colectivistas para formar su liderazgo. Espíritu de inclusión con otras personas.

La generación “X” es, escéptica ante el futuro, con ética equilibrada, ante la autoridad desinterés ante la autoridad, compiten para liderar, son anticompromisarios por naturaleza.

La generación X juntamente con la Baby Boom, en base a la economía establecida por la GT, han creado una sociedad consumista en los países desarrollados y que por si mismos, se ha cerrado la puerta a un futuro fácil para buscar un lugar confortable en la sociedad del trabajo.

La nueva era del 2020, da paso a un nueva generación en los países europeos que divide otra vez a las personas en su origen natural ante el trabajo. Los que si desean trabajar y la que para ellos el trabajo no es una prioridad. Pero, además la sociedad del bienestar, ha creado una tercera vía de personas, los que han logrado vivir del trabajo de los demás, situándose como mandatarios en puestos de la sociedad con hábiles contratos o negocios, con pingues beneficios o que obliga ser mantenidos sin necesidad de que tengan que rendir cuantas justamente a quienes los mantienen. Empresarios oportunistas, los malos políticos, o los avispados funcionarios, que se ha colado en la administración como bunker para sobrevivir sin tener que responder de los resultados de su desempeño a la sociedad que les paga.

La generación “Y”, debe de transformase en la “2020”, es en la que debemos de centrar esfuerzos en que de adquiera conocimiento y formación, para que actúe como detonante de su antecesora la “Y”, que va a ser la más perjudicada por su endeudamiento económico a largo plazo y haber recibido de su anterior BB un patrimonio productivo totalmente no competitivo, ante el efecto de globalización y del despertar de los colosos del futuro como son Brasil, Rusia, India, y China <BRIC>, países que están ordenando su potencial productivo manejando las teorías de MacG regor y no se andan con contemplaciones en aplicarlas ya que una es la llave para sobrevivir y las otra no la consienten.