X_B_durmiente Tengo múltiples consultas de colegas y compañeros de vida profesional que me preguntan: ¿¡Miguel! En que me equivocado en mi empresa, para no poder parar su destrucción?… ¿Quién me puede decir lo que debo hacer?… ¿Dónde puedo aprender como superar el futuro que presiento?.. Pues, amigo mío, lo tenemos mal, muy mal, si no cambia el sistema de educación en nuestro país, quedaremos atrapados en el túnel del tiempo.

La educación debe cambiar, en primer lugar, de forma inmediata para formar a profesionales con esos valores éticos que requiere el nuevo mundo. Los profesores han de promocionar la imaginación, ya que las soluciones que se requieren están en las que diseñen las mentes de sus alumnos y no en el cerebro los profesores (sobre todos en masters y posgrados). El modelo de enseñanza actual esta mal diseñado ya desde la infancia. Parido para la cultura del “sálvese quién pueda” (y que ganen siempre los mismos). Y, hoy, la globalización obliga a que sea del estilo de “alinear inteligencias” para adquirir de forma dinámica esas nuevas habilidades conceptuales que generen el ingenio para paliar los nuevos problemas vitales durante los próximos diez o quince años en nuestro país, hasta que adquiera (Catalunya y España) la posición que le corresponda en el nuevo mundo y quienes los decidirán son las generaciones que hoy están en las escuelas y en la universidad.

Los profesores con su formación son quienes han organizado la travesía de nuestras vidas profesionales, a bordo de una nave que nos han enseñado a construir con anclando en nuestro cerebro sus valores, ejecutando el instrumento del sistema educativo, ensalzados por los políticos que manejan el poder y consentidores de las actividades de las entidades financieras (afines a los mismos o por encima de estos en muchos casos). Valores que en medio de la travesía se deshacen como sal en el agua. “Hemos estado navegado en un barco de sal”. Valores equivocados y causantes del tsunami económico que ha inundado a la mayoría de la sociedad pero no a ellos desde sus asegurados puestos de trabajo a perpetuidad. [Sí, yo creo que los profesores deberían haber evitado con formación ética y su conocimiento, el mal que hoy acusamos, sobre todo los que forman la casta del pensamiento en el sistema de enseñanza, esos con más de 50 años. Hoy ausentes detrás de sus cátedras]

No sé, que decirte, querido amigo empresario. La sociedad te ha utilizado y ahora le estorbas y si sucumbes les hacer un favor a los que ya han obtenido de ti el beneficio en forma de impuestos e intereses (Estado y Bancos). Los que tienen el poder pueden esperar el armar otra flota de incautos y volverá a empezar el ciclo, ¿qué no? mira como con toda desfachatez ya empiezan a predicar múltiples gurús y profesores que su modus vivendi es vender libros, conferencias y formar a nuevos empresarios. Muy pocos de estos, hoy están negociando el despido de su gente y entregando a los bancos avales personales para lograr el vetado crédito. Hay que volver al origen, ver el error y volver a empezar, pero no tenemos líderes que sepan alinear este pensamiento.

Amigo, ¡esta es tu historia! Haber si te reconoces… El emprendedor tiene que tener “una buena idea”, aplicarla en el momento favorable del “sentido de la oportunidad”, crear una empresa donde la desarrolle y lograr generar riqueza. Idea, oportunidad, equipo y objetivo, es el road map de la vida de los emprendedores. Si el resultado es favorable la sociedad lo premio, ni no logra superar las cuatro etapas, lo ignora y reprime. No debe de sorprender que sea así, ya que la sociedad de la educación desde la formación de niños en la enseñanza primaria está dirigida por los docentes a que no se premie la imaginación y solo se trabaje la mente de los alumnos para que estos su meta se la del saber por saber como los profesores y no en ingenio para el desarrollo de la sociedad. Esta perversión la razona con su peculiar estilo Sir Ken Robinson (*) en el evento TED del año 2006.

Ver: ¿Matan las escuelas la creatividad? (subtitulada en español)

… entre otras cosas dice… “Nuestro sistema educativo se basa hoy en la idea de capacidad académica, la razón es que los sistemas están creados con una realidad antes del siglo XIX y entonces no existían sistemas públicos de educación, creados para satisfacer las necesidades de la industrialización. Así que la jerarquía se basaba en dos ideas: Que la mayoría de los temas útiles para el trabajo están en la cabeza. Así que todo aquello que no pueda estar el cabeza se apartaban de la enseñanza, con el argumento de que nunca se encontraría trabajo haciendo eso. ¿Verdad? Ser músico a artista no te convenía para tener trabajo seguro. Y la segunda ideas es la capacidad académica, lo que realmente ha llegado a dominar nuestro punto de vista sobre la inteligencia porque las universidades diseñaron el sistema a su imagen. Todo el sistema de educación pública en el mundo es un largo proceso de acceso a la universidad. Y la consecuencia es que muchas personas de gran talento, brillantes, gente creativa, piensan que no sirven, porque aquellas cosas en las que eran buenos en la escuela no se valoraron, o son actualmente estigmatizadas”

Hoy la neurociencia permite saber más, para buscar la efectividad potenciando el sistema cognoscitivo de las personas. Hay que razonar con más precisión y en poco tiempo, la imaginación debe de par paso al ingenio para objetivos concretos estimulando la conciencia con emociones. La calidad de la formación de las personas es vital para mejorar la sociedad actual. La ética tiene que prevalecer a el "sálvese quién pueda". ¿Lo lograremos?, pues todo está en manos de las generaciones que hoy están en las escuelas y en la universidad. La solución está en la predisposición de los docentes a que se produzca un cambio mental en los mismo.