X_Piramide de dudasEste post, surge como consecuencia del doloroso derroche de energía humana y dineros, en cosas como los juicios de Camps y Garzón, en el desastre por los aeropuertos hoy “solo para personas” y la parafernalia mediática de los candidatos a liderar el socialismo de siempre por parte de Rubalcaba y Chacón, donde cada uno defiende los distintos intereses en los grupos mediáticos y, con gran poder en sectores claves de la economía española que llevan en la mochila de sus objetivos.

¿Habrá que empujarlos o su responsabilidad social les hará reaccionar? Es una necesidad crear una nueva educación a todo el nivel de cargos decisores. Muchos de los que deciden nuestro destino como país, tienen sus vidas económicamente solucionada ya han perdido la realidad de lo que significa le necesidad de tener un puesto de trabajo, por eso la prisa por solucionar no va con ellos.

- ¿España está inmersa en las crisis más graves de su historia? No es así. En una época los maestros y muchos funcionarios pasaban tanta hambre que quedó cómo un tópico popular. Había comarcas en las que en vez de autovías gratuitas, como hoy, estaban asoladas por enfermedades provocadas que eran originadas por la miseria. La poca clase media en esos tiempos, era servil a los burgueses y señoritos, con un desprecio total por la población lampante sin cultura y sometida. Qué nuestros antecesores la mayoría estaban abandonados a su suerte y durante generaciones era una realidad. La emigración era la única salida, por cierto como hoy lo es la espantada de titulados universitarios a otros países. Todo esto hoy, está borrado de la mente de la mayoría de los ciudadanos, pero no de todos.

Nos creemos libres y no es así, entendemos tal como nos han educado que nuestro objetivo es tener un contrato laboral y es otro error. Quienes ahora gobiernen la economía no necesita la mano de obra española, está mal formada y educada para que la propia sociedad le soluciones un “trabajo” la autoocupación no saben lo que es ni le interesa porque tampoco se les ha educado a que deben de estudiar para aprender y partir de la experiencia de los demás. No se necesitan trabajadores con una mochila llena de derechos que deben de pagar los empresarios ni tampoco los quieren asumir los políticos que son un polvorín si la política social no puede cumplir lo prometido en la Constitución Española. Los trabajadores como tal sobran y son unos pocos millones. …

 

… El neocapitalismo lo tiene asumido. Los sindicatos también. Pero los ciudadanos afectados aún prefieren ignorarlo y hacen sus planes de futuro sobre cometas. Le da miedo empezar a tener miedo. La realidad es que necesitan un líder que los eduque y los prepare para afrontar la verdad y arremeter con inteligencia y la fuerza de la justicia racional, a transformar con la ayuda de quienes entienden la economía a buscar la mejor salida aún a costa de un nuevo Estado de bienestar que sirva para sobrevivir. Emigrar de España quienes deben de trabajar en ella es una vergüenza nacional que nunca está en los labios del Rey, Rajoy ni del resto de cabezas de los demás partidos.

-Otra capa de desinformación es el disfraz del entorno de las TIC manejadas en la globalización por el poder financiero que la gobierna. Nos seducen y engañan en hacernos creer que ser libres por tener un dispositivo iPhone o iPod, qué por que podamos lanzar mensajes y actuar en virtuales comunidades, esto nos va a resolver los problemas del país. Todo al contrario esta intoxicación comunicativa ocupa tantas horas que la mente deja de pensar en el futuro y permite perder de vista de que la gran masa de personas que estaban educadas para ser parte de productivos, ahora no son necesarias para el objetivo de del core business de los gestores de riqueza financiara como por ejemplo el Grupo Bilderberg y en poco tiempo el “Poder Amarillo” que establecerá un nuevo orden mundial en seleccionar quién es parte de la economía productiva del futuro y quién sobra. Ahí España lo tiene mal.

- El próximo round que perderemos ante la crisis, la causa será una inexistente ley focalizada a la Creación de Empleo respaldada por otra que generalice en medidas que permitan aumentar los impuestos a los más ricos e incentive a las empresas privadas al retorno de capital expatriado hoy aún posible mediante consentidos y “legales” montajes financieros como el caso de las SICAV . Beneficios ganados estrujando la economía de consumo del mercado español, deslocalizados y puestos a buen recaudo en países de múltiples perfiles fiscales y aún peor apoyando proyectos de países en desarrollo.

- También el round a perder, en el caso de seguir recortando el gasto y tal como se prevé imponer más impuestos al sector privado. Dos condiciones casuales que colateralmente desalientan la inversión incluso de los empresarios afincados en España. Qué los empleados paguen por ley, más impuestos que los accionistas es un freno al interés a los primeros por progresar por la injusta discriminación fiscal. Otro tercero capítulo a perder es la doctrina financiera que se ceba en querer bajar el déficit y la deuda recortando reduciendo gastos en sanidad, educación o investigación. Qué es la base de la salud, de la formación y el poder crear nuevos productos y con ello nuevos puestos de trabajo. Una reglo de oro, para mejorar el consumo y el PIB es la rebaja impuestos al segmento de población que más consume como es la clase media y los ciudadanos potenciales a serlo.

Hay que lograr ganar el crear nuevos incentivos para que los ricos tengan beneficios si invierten en actividades empresariales que creen empleo desde la investigación y la innovación y que requieran “trabajo-año” para su desarrollo. Los ricos son las vertebras clave en un estado capitalista, que en el que estamos inmensos, ilusionarlos en activar el consumo debe de interesarles, de lo contrario no hay nada que hacer como ahora está ocurriendo están congelados buscando la seguridad. Proporcionar fondos e incentivos recurrentes para invertir en políticas de empleo y al mismo tiempo en activar el consumo mediante los medios de comunicación. En situaciones de apalancamiento como la actual crisis es necesario recurrir a soluciones estrambóticas, lo normal es inoperante y el no hacer nada es cerrar la puerta del futuro. Es un problema que mentes capaces de ideas nuevos negocios e investigadores con buenas ideas no salgan a liderarlas.

-Las pasadas legislaturas gobernadas por el idealismo ego-socialista nos han enfangado en los costes de un ilimitado derroche del gasto consentido en todos los niveles de la Administración Central y en las comunidades autónomas que han logrado al récord para España en déficit y desempleo y una deuda soberana inimaginable en cómo pagarla. Pero con la tozudez en permitir u obligados a consentir y aún perdura en que los que proporcionalmente menos contribuyen con sus impuestos al PIB son las grandes corporaciones con los pactos fiscales con las IBEX-35.

Cuando la población empiece a no tener medios para sobrevivir y perciba que ha sido utilizada mientras ha convenido y existe un código tributario discriminatorio se va alterar el orden establecido y se va a provocar una “guerra de clases”. La crisis aún distancia a los ciudadanos a ser unos más ricos y otros a la pobreza y al desempleo. Crear industrias, diseñar anatomías para innovar e inventar objetivos que requieran “job-years”, solo es posible con aportación del Estado y para ello necesita aumentar su deuda soberana o dar ventajas a compañías para que inviertan en España. Bajar impuestos a estas empresas y penalizar eliminando todos los tratamientos especiales a las que emplean solo a España para ganar y llevarse los beneficios